Crítica: Tarde para la ira

09_Tarde para la ira

La ópera prima del también actor y en este caso coguionista Raúl Arévalo ha devenido revelación en el panorama cinematográfico español reciente, recogiendo numerosos galardones y nominaciones entre los que destacan los de los Premios Feroz y los Premios Goya en sus más relevantes categorías (película, director – o director novel – y guión – o guión original). Pese a una elección estética singular – rodando en súper 16 mm para, según Arévalo, encontrar ese grano y esa luz idónea para el thriller dramático que se nos presenta – la propuesta no destaca por la forma, que más bien se caracteriza por el común uso actual de cámara en mano y una puesta en escena de finalidad costumbrista un tanto manierista, que recuerda a films como Solas (Benito Zambrano, 1999), Barrio (Fernando León de Aranoa, 1998) o Princesas (del mismo autor, 2005)… Su mayor logro recae, pues, en el fondo y en su capacidad de interpelar al espectador.

Bajo el pretexto de la relación que se establece entre un convicto recién salido de prisión (Luis Callejas), su novia (Ruth Díaz) y un misterioso hombre de bar (Antonio de la Torre; cuya contenida interpretación se antoja remarcable), Tarde para la ira se constituye como un estudio de la violencia y de la justificación de su existencia o puesta en práctica amparada y/o motivada por la desesperación, la venganza o un condenatorio acto final de justicia. Cada giro de guión, así, es también un cuestionamiento directo al espectador: ¿cuándo el uso de la violencia es justificado? Y cuando éste parece bendecir los actos de un personaje que despierta su más profunda empatía, otro giro le sorprende y le interpela: ¿es ahora razonable su uso? El film transciende la trama que propone para hacer partícipe a la audiencia de una reflexión que va mucho más allá: en una sociedad y un mundo globalizado donde la violencia es la norma y moneda de cambio, donde ésta es expuesta sin tapujos ni reparos en los medios de masa, ¿es tan fácil distinguir al culpable del inocente?

Advertisements

Author: Vanessa LP

Llicenciada en Comunicació Audiovisual per la Pompeu Fabra, la meva trajectòria professional s’ha encaminat més cap a la comunicació corporativa, tant en l’àmbit públic com en el privat. No obstant això, la meva passió pel cinema ha fet que sempre estigui connectada amb l’actualitat audiovisual i la seva pràctica, a través de formació en Anàlisi de Guió i Crítica Cinematogràfica, la col·laboració en projectes audiovisuals i la participació en certàmens i festivals. Vaig formar part del Jurat Jove del Festival de Sitges l’any 2013 i, més recentment, del Festival Americana el 2017. Al 2009 vaig col·laborar en l’espai web enelcine.es escrivint crítiques de forma setmanal i des de març de 2017 col·laboro a la revista de cinema El Cinèfil, amb textos sobre llargmetratges i curtmetratges. Sigui en format curt o llarg, considero que el cinema és una eina profundament poderosa per a transmetre idees, emocionar i reflexionar sobre la nostra realitat.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s